Tres tipos de afinadores para bajo.

Tres tipos de afinadores para bajo.

Muchas personas que no se dedican profesionalmente a la música están viviendo su particular “vuelta al cole” al retomar ahora la práctica de su instrumento.

El primer paso es asegurarse de que este se encuentra perfectamente afinado para volver a practicar. ¿Tocas el bajo? Pues si es así y estás poniéndote al día después de un tiempo sin usarlo, recuerda que debes comenzar por comprobar su afinación y aquí te contamos algunos aspectos sobre los afinadores para bajo que encontrarás en nuestra tienda.

Si no realizas la afinación de oído, sabrás que existen muchos tipos de afinadores para bajo. Pero para no complicarnos mucho con este tema, hemos optado por clasificar los afinadoresen tres grandes grupos teniendo en cuenta la forma en la que captan el sonido del instrumento. De acuerdo a esto y de forma muy general, podemos hablar de tres tipos principales de afinadores para bajo:

Afinadores para bajos en función de la captación del sonido

1.- Los afinadores para bajos por ondas sonoras

Estos afinadores captan las ondas sonoras que produce el bajo para poder afinarlo nota a nota. Este afinador viene muy bien si practicas solo en casa pero es complicado de utilizar en espacios ruidosos como locales de ensayo en los que hay otros instrumentos sonando. Por eso solo lo recomendamos en esos casos puntuales.

2.- Los afinadores para bajos con conexión Jack

Se conectan directamente al bajo para que capten la señal eléctrica y esta se pueda calibrar si el instrumento no está bien afinado. Estos son adecuados si retomas tus ensayos con el grupo con el que tocas de manera amateur.

3.- Los afinadores para bajos de pinza

Su funcionalidad se basa en la vibración que recibe la pinza que se coloca directamente sobre el clavijero del instrumento al captar las vibraciones de sus cuerdas. Resultan muy cómodos y funcionan muy bien para ajustar el bajo y afinarlo rápido y de forma efectiva.

¿Funcionan igual todos los afinadores de bajo al margen de su grupo?

Pues de la misma forma que clasificamos los afinadores de bajos en tres grandes grupos en función a cómo captan el sonido, todos ellos pueden ser de tres tipos distintos atendiendo ahora a su manera de realizar la afinación.

1.- Afinadores cromáticos

Reconocen hasta 12 notas pero no las cuerdas de las que procede, de ahí que debas conocer la relación de notas que utilizas con tu bajo. Es una manera de afinar muy fiable pero requiere más maestría a la hora de llevarla a cabo.

2.- Afinadores automáticos

Si no te sientes muy experto para realizar una afinación cromática, puedes optar por los afinadores para bajo automáticos que reconocen todas las notas del bajo eléctrico. Como reconocen la cuerda y la nota que quieres conseguir, te indica si la afinación es correcta o qué debes hacer para llegar a ese tono. Es rápido y muy práctico, además de fiable, de ahí que sea el más adecuado para utilizar antes de un bolo.

3.- Afinadores mixtos

Son afinadores para bajos que pueden funcionar de manera cromática o automática, lo que resulta muy práctico para utilizar una u otra versión en función del lugar en el que te encuentres o del tiempo del que dispongas para afinar el instrumento.

 

Nuestro consejo general, especialmente si no te manejas bien de oído, es que optes por un afinador de bajo que tenga una pantalla visible, micrófono, metrónomo y que reconozca bien todas las frecuencias, incluso las más graves.

Si necesitas ayuda, el equipo de Malaga8 está a tu disposición para aclarar cualquier duda o recomendación sobre los afinadores de este instrumento musical.

Posteado el 09/09/2022 0 59

Deje un comentarioDeje una respuesta

Finalidad: Envio de la información relacionada con su consulta.
Legitimación: Consentimiento del interesado en los datos facilitados.
Derechos: A rectificar, cancelar y/o suprimir sus datos, asi como al resto de derechos en base a la LOPD y RGPD.
Información adicional: Dispone de información adicional al respecto en la política de privacidad de esta web.

Visto recientemente

Sin productos

Menú